El centro de interpretación y museo La Casa de los Buitres se encuentra en la localidad de Santa Cilia de Panzano, en las mismas faldas de Parque Natural de La Sierra y los Cañones de Guara, uno de los espacios más emblemáticos de la Red Natural de Aragón.

La espectacularidad del Parque radica en los sorprendentes paisajes modelados por la acción del agua. Sus famosos “cañones” son estrechos y profundos barrancos por donde los ríos fluyen formando impresionantes cascadas, sifones y cuevas, un auténtico paraíso para los amantes de la naturaleza y las actividades de aventura.

La mayor riqueza faunística de este Espacio Natural Protegido se halla en sus aves, especialmente las rapaces, que anidan en las escarpadas paredes rocosas que presenta el territorio. Este Parque es uno de los pocos reductos de Europa donde se puede ver al Quebrantahuesos, rapaz en peligro de extinción. Acompañando de la presencia de alimoches (en aragonés denominados “boletas”), águilas, y una extensa colonia de buitres leonados, a los que en ocasiones se suman algunos ejemplares de buitre negro.

En Santa Cilia, frente a la Iglesia encontrarás la Oficina de de Información Los Altos de Guara. Aquí conoceremos todos los secretos sobre las cumbres, flora y fauna del parque, así como sus curiosas formaciones geológicas kársticas, en especial, de las zonas de mayor altitud.

Su singular casco urbano merece un paseo por sus calles. Desde esta localidad se puede ascender al Tozal de Guara (2.077 metros), así como disfrutar de las vistas que desde el observatorio, situado en la parte más alta del pueblo, se dirigen al comedero especializado en aves necrófagas “La Pedriza” al que acuden cientos de rapaces atraídas por la comida que les aporta el Fondo Amigos del Buitre.

El museo, ubicado en el antiguo campanario de la Iglesia de Santa Cilia de Panzano, muestra de forma amena y lúdica la vida salvaje de la fauna que vive en esta zona. En el interior se disponen cuatro vitrinas ambientadas con luz y sonido y maquetas elaboradas con fibra de cáñamo a tamaño real de las aves más características de la zona. Un espacio interactivo, con locución en cuatro idiomas, donde se reproducen los diversos comportamientos de las aves que se alimentan en los muladares. La sala cuenta también con una pantalla para proyectar los audiovisuales que explican escenas inéditas, para algunos visitantes desconocidas, sobre la vida de buitres, alimoches y quebrantahuesos, así como de otras rapaces y pequeñas aves que se dan cita en el comedero de La Pedriza.

El Parque Natural de la Sierra y Cañones de Guara es uno de los Espacios Naturales Protegidos de Aragón certificado con la Q de Calidad Turística, un distintivo que garantiza unos niveles de calidad óptimos en los equipamientos y servicios de atención a los visitantes.